¿CÓMO PREPARARSE PARA UNA CRISIS FINANCIERA?

Haz estas 5 cosas y la pasarás muy bien durante una crisis financiera  😎💸👌

Actualmente grandes personajes como Elon Musk, Ray Dalio o Michel Burry cada uno muy influyente, con gran conocimiento e información privilegiada en el sector económico, han estado pronosticando una gran crisis económica para mediados del 2022.

 

Y es que las razones para apostar por que este 2022 sea un año muy trágico económicamente no faltan, la gran inflación que empieza a notarse, las grandes caídas de la bolsa de valores, los atascos en la logística mundial, la crisis sanitaria por una nueva variante del virus, la gran incertidumbre en los mercados y muchos otros más factores que nos dan indicios de esta posible crisis, la verdad es que ante tanta incertidumbre, solo nos queda ser precavidos.

 

Nadie puede con certeza predecir el 100% del futuro por más experiencia, conocimiento y datos que tenga, pero como dice la frase "más vale prevenir, que lamentar" debemos hacer todo lo posible para hacer, que si se da esta crisis, estemos lo mejor preparados para enfrentarla y no pasar penas ante tan duro golpe múltiple, económico, sanitario, político y comercial.

 

Por todo lo anterior es importante que desde ya, estés formando un plan, creando estrategias y un manual bien estructurado, para pasar por lo menos sin mayor preocupaciones, la posible crisis que se avecina. Así que para poder ayudarte en este camino, queremos compartirte una serie de 5 TIPS, que te ayudarán a afrontar de la mejor manera esta posible gran crisis financiera.

 

 

 

EVALÚA TU SITUACIÓN ECONÓMICA ACTUAL

Este sin duda alguna es un paso esencial que debes tomar, es importante porque tus estrategias y planes dependerán de tu situación económica actual, determina en que punto económico estás: 

 

1) Libre o abundante: Tienes mucha riqueza en abundancia y no debes preocuparte por los gastos mensuales.

 

2) Estable: Tienes riqueza moderada, no te hace falta pero tampoco te sobra, tus ingresos logran saldar todos tus gastos mensuales, sin ningún problema.

 

3) Escaza: Tienes poca riqueza o nula, tus pocos ingresos son bajos y no logran saldar tus gastos mensuales, por lo que te metes a deudas o simplemente no recurres a ellas y llevas un estilo de vida muy limitado.

 

Determinar en qué punto estas, es esencial, se sinceró contigo mismo y no te mientas, si no, no podrás concretar un plan real y terminaras más perjudicado de lo que imaginas, luego de averiguar en qué punto estas debes hacer lo siguiente:


 

1) si estás en el punto abundante: determina cuanto de tu riqueza esta de forma líquida y material, con estos datos debes evaluar si tienes la suficiente liquidez como para costear tu estilo de vida de por lo menos 12 meses, ya que en momentos de crisis es muy difícil convertir riqueza material a dinero liquido para gastar, porque la demanda de compradores decrece.

 

Así que si no tienes el suficiente dinero líquido para costear tus gastos de por lo menos 12 meses, es el momento de empezar a convertir parte de tus bienes a dinero líquido, la liquidez también te traerá un beneficio extra, y es de que en momentos de crisis los mercados tienden a disminuir la demanda, por motivos como la inflación que hace que cada vez menos personas tengan el suficiente dinero para consumir, es ahí en donde entras tú, con dinero listo para gastar y conseguir varios bienes a muy bajo precio, como inmuebles, acciones, commodities, terrenos y más.

 

Al final la economía es un ciclo que se repite sin fin, hay subidas y bajadas, toda crisis por muy fuerte que sea, tiene que terminar, por lo que todos los bienes que compres a un muy bajo precio terminaran subiendo tarde o temprano reportándote así, una gran ganancia.

 


2) Si estás en punto Estable: La jugada es similar a la anterior, debes asegurarte de tener un colchón de dinero líquido para pagar tus costos de vida en por lo menos 6 meses, haz todo lo que puedas para conseguir ese dinero, trabaja más, consigue más fuentes de ingreso, realiza pequeños negocios, no importa debes conseguir dicha liquidez.

 

Si luego de conseguir ese dinero aun tienes dinero extra considera guárdalo para oportunidades de inversión que se te presenten durante la crisis, si por el contrario no cuentas con dinero extra debes empezar recortar gastos deseados que no necesitas, para poder conseguir ese dinero extra.

 

Otra estrategia muy buena es que crees un grupo de crowfunding, consiste en aliarte con socios que consideres leales y confiables, en donde cada uno aporte pequeñas cantidades para poder juntar un gran capital, con el cual puedan aprovechar las grandes oportunidades de inversión que normalmente las crisis traen, ya que todos los bienes tienden a bajar de precio, por lo tanto obtendrán bienes a muy bajo precio y tendrán grandes ganancias cuando la crisis termine y los precios vuelvan a subir.

 


 3) Si estás en el punto Escaso: En este caso lo más recomendable es de que busques conseguir liquidez para por lo menos cubrir tus gastos diarios por 3 meses, además de estos trata de crear varias fuentes de ingresos más.

 

Puedes conseguir más trabajos que no requieran de un horario en especial, si no que más bien se te pague por el servicio, como plomero, cocinero, conserje o albañil solo por mencionar algunos trabajos de este tipo, y aparte de contar con estos trabajos, debes también hacer pequeños negocios como revender cosas, dar clases de tu oficio o vender productos de alguien más.

 

El punto aquí es que puedas tener varias fuentes de ingreso y que ninguna de estas tenga un horario en específico, que puedas hacerlas cuando tengas tiempo, de esta manera podrás prestar servicios de plomería por las mañanas, vender productos por las tardes y lavar platos por las noches (es solo un ejemplo) será muy duro, pero es la única forma de proteger tus ingresos y poder ahorrar un capital.

 


 

HAZ UN PRESUPUESTO

Después de que reúnas el dinero necesario para poder saldar tus gastos mensuales próximos, debes tener un buen control sobre tus finanzas, y es aquí en donde entra la utilización de un presupuesto mensual.

 

Pero ¿para qué sirve un presupuesto mensual? Un presupuesto mensual no es más que una herramienta que se utiliza para administrar tus ingresos y gastos de un mes con anticipación. En él se especifica cual será la distribución de tus ingresos totales mensuales. Para hacer un presupuesto debes conocer a detalle estos dos factores:

 

  1. Tus ingresos
  2. Tus gastos



Ambas cuentas deben estar bien detalladas, y deben incluir el 100% de las categorías que las conforman, por ejemplo:

 

Ingresos: Salario, emprendimiento, reventa, alquileres y préstamos.

 

Gastos: Alimentación, salud, ocio, mantenimiento del hogar, gastos del automóvil y deudas.

 

Cuando tengas estas 2 cuentas detalladas, debes sumar las cantidades de cada categoría, en el ejemplo anterior, deberías sumar, en la cuenta de ingresos, la cantidad de dinero que te ingresa a través de tu salario + emprendimiento + reventa + alquileres + préstamos.

 

Por otro lado, también deberás sumar la cantidad de dinero que te quita la alimentación + salud + ocio + mantenimiento del hogar + gastos del automóvil + deudas.

 

Habiendo ya calculado estos 2 valores, si tus ingresos superan a tus gastos, quiere decir que tus finanzas son saludables, en cambio, si el resultado es al revés, deberás realizar algunos ajustes, para poder por lo menos equilibrar ambas cuentas.

 

Cuando llegues a este punto, deberás de asignar una cantidad de dinero en específico a cada categoría de tus gastos (la suma de todas estas cantidades no debe ser mayor a tus ingresos mensuales), así cuando llegue el momento de saldar dichos gastos, tendrás que revisar cuidadosamente que lo que estés pagando se apegue a las cantidades ya estipuladas, con anterioridad.

 

Si en algún momento, llegas a pagar más de la cuenta, deberás de corroborar dicho gasto e identificar que ha provocado dicho aumento, si es provocado por un factor externo, no podrás hacer nada, pero si es provocado por un factor interno (es decir propio) deberás de realizar los ajustes correspondientes.

 

Para resumir, un presupuesto se divide en 2; ingresos y gastos, en la columna de ingresos se detalla, cada ingreso que se tenga con su respectiva cantidad de dinero, y en la columna de gastos, se detalla cada gasto que se tenga con su respectiva cantidad de dinero, necesaria para saldar dicho gasto (esto, solo se hace para saber si tus ingresos lograrán saldar tus gastos).

 

Luego, en base a esta tabla deberás guiarte cuando pagues tus gastos a fin de mes, corroborando que estés pagando lo que ya habías estipulado con anterioridad. Si haces esto tendrás bien controladas tus finanzas, y evitaras caer en gastos innecesarios, que solo agravarán más tu entorno financiero durante la crisis.

 

Cabe resaltar que, este modelo para administrar tus finanzas mensuales es muy básico, ya que ignoramos cuentas de ahorro, emergencia, gastos imprevistos e inversiones, si quieres profundizar más en este tema, te recomendamos leer este artículo.


Escucha 4 audio libros totalmente gratis y mejora tu vida en tan solo 1 horaCLIC AQUÍ PARA ESCUCHARLOS 

 

 

LIBÉRATE DE LAS DEUDAS

Si tienes deudas, lo más recomendable es que las saldes por completo si es posible, si no, lo mejor será que averigües que tipo de interés tiene tu deuda, si tu deuda tiene un interés de tipo fijo, en hora buena, ya que esto quiere decir que tus cuotas mensuales a pagar, nunca cambiarán.

 

Por otro lado si tienes un interés de tipo variable o mixto, negocia con tu acreedor y pídele llegar a un acuerdo para que tu interés sea de tipo fijo, sino tus cuotas mensuales podrán aumentar sin previo aviso, lo que efectivamente te afectara gravemente.

 

Normalmente para que tu acreedor acepte un interés de tipo fijo durante una crisis, este pedirá más interés o cuotas más continuas, pero esto es la mejor opción posible, ya que por lo menos sabrás cuánto dinero, deberás juntar mensualmente para pagar tus cuotas mensuales.

 

Lo que no pasa cuando se tiene un interés variable o mixto, ya que en estos casos el acreedor puede subir las cuotas mensuales, de un día para otro, dependiendo de la situación económica, pero recordemos que estaremos en crisis, por lo que lo más seguro es de que estas cuotas, serán impagables, por su alto valor repentino.

 

Si quieres saber más sobre como liberarte de tus deudas lo más rápido posible, visita este artículo.

 

 

DIVERSIFICA TUS INGRESOS

Durante las crisis económicas, muchas industrias y sectores tienden a quebrar, lo que ocasiona, que casi ningún tipo de ingreso sea estable, si tu ingreso principal, es un salario, corres el riesgo de ser despedido, si eres empresario, corres el riesgo de que tu empresa no reporte beneficios o incluso quiebre.

 

Por ello, es importante que construyas varias fuentes de ingresos y no dependas de solo una, así, cuando una de estas falle, las otras fuentes de ingreso te sustentaran.

 

Para esto combina, ingresos pasivos y activos de diferentes sectores, industrias o formatos, algunas ideas para que diversifiques al máximo tus ingresos, son:

 

  • alquileres
  • préstamos hipotecarios
  • subarrendamiento
  • inversión en proyectos inmobiliarios
  • acciones
  • índices
  • salarios
  • commodities
  • materias primas
  • negocios y empresas
  • trabajos remunerados
  • criptomonedas
  • regalías
  • dividendos
  • renta algo
  • teletrabajo
  • revende productos
  • venta de garaje
  • tienda online
  • vende productos de terceros

 

 

TEN UN ESTILO DE VIDA MODERADO

Tener un estilo de vida moderado, es una de las cosas que más se agradecen cuando llegan las crisis financieras, pues todas las crisis obligan a las personas a reducir sus gastos, y por ende disminuir su estilo de vida.

 

Si tienes un estilo de vida moderado o incluso bajo, la reducción en el gasto generalizado por la crisis, no te afectará, porque tú ya llevas un estilo de vida moderado.

 

Pero si, por el contrario, no tienes un estilo de vida moderado y no sabes por donde empezar, para poder lograr dicho estilo de vida, deberás iniciar por eliminar tus gastos deseados y solo mantener aquellos gastos que sean necesarios, en este artículo profundizamos más en este tema.

 

 

PARA FINALIZAR

Actualmente nos encontramos ante una posible gran crisis financiera, y es que los motivos para indicar que, está realmente sucederá no faltan, por ello debes prepararte lo más antes posible haciendo esto:


  1. identificando en qué situación económica te encuentras
  2. tomando el control de tus finanzas con un presupuesto mensual
  3. pagando tus deudas
  4. diversificando tus ingresos
  5. manteniendo un estilo de vida moderado 


Solo así podrás pasar cómodamente la crisis financiera que se avecina.

 

Si te ha gustado el artículo, de seguro te encantarán nuestros correos, suscríbete a nuestra newsletter en el siguiente enlace.


También te recomendamos leer:

Tal vez te interesen estas entradas